Temores Econ?micos para Colombia.

Economía
Typography
El optimismo que se tenia en la época navideña para Colombia respecto al crecimiento económico para el 2008, poco a poco empieza a desdibujarse y una sombra de incertidumbre ronda ahora en la cara de los economistas del país, los temores de recesion económica pronosticados por el presidente norteamericano para  los Estados Unidos y ahora, el anuncio de Venezuela de restringir el ingreso de vehículos ensamblados en Colombia al vecino país, prenden alertas al gobierno nacional.

Una posible recesión de los Estados Unidos afectaría grandemente a Colombia por ser este país el principal socio de nosotros, entre los principales temores se piensa en una contracción de las exportaciones nacionales a ese país, una disminución de las remesas internacionales que provienen también de allá, estos 2 factores pueden aumentar el déficit de cuenta corriente del país, el cual en estos momentos se encuentra relativamente alto.

Por el lado de Venezuela, las compañías automotrices colombianas Sofasa, Colmotores y La compañía Colombiana Automotriz, CCA, están preocupadas porque las advertencias hechas por el gobierno venezolano de restringir algunos productos colombianos, entre ellos los vehículos, en octubre del año pasado, se empezaron a cumplir desde ayer, esto no por represalia  a la crisis desatada por el Presidente Uribe el año pasado, sino por un plan de estimular la industria nacional venezolana aseguró el gobierno de Caracas.

Estas 3 compañías automotoras de Colombia, ven el panorama gris porque sus planes de expansión del año pasado se vio truncada por esta decisión del presidente Chávez y es inevitable una reducción de ganancias a estas compañías, o perdidas en el caso mas drástico, desde ya se empieza a hablar de despidos y reducción de turnos en estas compañías.

Esperemos que la crisis diplomática no restringa la entrada de mas productos nacionales al hermano país, porque podría ser fatal para Colombia, teniendo en cuenta que la balanza comercial disminuirá mas de lo previsto y nuevos mercados no se abren de la noche a la mañana.

Cabe destacar la negligencia del gobierno colombiano, porque no ha tomado medidas de choques para enfrentar las situaciones que desde el año pasado se venían ventilando, estaba en boca de la opinión publica y hoy son una realidad, tal como son la crisis  económica que presenta Estados Unidos y las iniciativas que buscan desarrollar una industria nacional Venezolana, los cuales son los 2 socios principales de nuestro país en cuanto al comercio internacional.

Estas 2 ultimas décadas que hemos vivido, han sido drásticas para Colombia, nuestro modelo económico basado en la apertura de mercados ha demostrado ser ineficiente, por un lado, nuestras industrias ejercen practicas oligopolicas  a nivel nacional y no han logrado consolidarse en los mercados internacionales dado que no han podido vencer las barreras arancelarias, por otra parte, cada vez que se desata una crisis económica o turbulencia financiera a nivel internacional, hemos quedado siempre mal parados y los resultados en términos de bienestar han sido nefastos.

A problemas drásticos, soluciones drásticas, la actual crisis no puede ser superada con la salida de buscar nuevos mercados, sino, con cambiar la orientación económica del país, consolidar una industria nacional fuerte, no solo de materias primas, sino de productos intermedios y de tecnología, ayudaría a combatir el problema de desempleo de una forma real y unas buenas remuneraciones salariales aumentarían   la demanda efectiva del país, la cual podría sostener el crecimiento de la industria naciente y hacer la economía mas sostenible y no turbulentas como hemos vivido en  estos últimos tiempos.